You are hereTrabajar en Alemania - guía general sobre trabajos disponibles en Alemania

Trabajar en Alemania - guía general sobre trabajos disponibles en Alemania


Si estás pensando en mudarte a otro país por la crisis económica que se vive en España, una de las opciones más acertadas es Alemania, ya que allí encontrarás muy buenos puestos, siendo o no un profesional. Desde el gobierno de Angela Merkel se han ofrecido trabajos para los que no tengan uno en su país natal y deseen irse a vivir a Alemania.

Sobre todo, se busca cubrir demandas puntuales, como ser sanidad, docencia, turismo, ingeniería y hotelería, rubros en los que el país aún no ha podido cumplir entre los residentes. Para muchos de los puestos es necesario tener un buen nivel de idioma alemán (al menos intermedio) y una formación cualificada, sin embargo, hay opciones para los que no cuentan con esos requisitos, en otros rubros o en los mismos.

Cabe destacar que los alemanes no tienen un sueldo salarial mínimo, sino que negocian en los llamados “contratos tarifarios” entre la patronal y el sindicato de cada empresa o sector, quienes determinan haberes, vacaciones y otras prestaciones no determinadas por ley.

La renta media de una persona en Alemania es de alrededor de 3300 euros brutos al mes, casi el doble de lo que están ganando los españoles en la actualidad. Sin embargo, la cantidad de impuestos que de deben pagar son también altos, en relación a lo que ocurre en la Península.

A diferencia de lo que ocurría hasta hace unos años, muchos españoles no consideran esta opción como de “emigración” sino de “expatriación”, por verse forzados a buscar nuevos horizontes, cercanos si, pero alejados de sus familias, sus amigos y sus costumbres. El perfil típico de los que llegan a Alemania es: persona joven (de no más de 35 años), que saben hablar inglés, que cuentan con un título universitario, soltero o recientemente casado, sin hijos (o con pequeños) y que desean tener un futuro mejor.

Muchos sociólogos llaman a este fenómeno como “fuga de cerebros”, sobre todo en las ramas de ingeniería, arquitectura, informática y medicina, así como también en hotelería y turismo.

Por su parte, Alemania necesita resolver un problema de fondo que lo aqueja desde hace tiempo: el déficit de profesionales especializados. Además, según la canciller Merkel, de esta manera se ayuda a tantos ciudadanos españoles que en su país natal no tienen la posibilidad de crecimiento por los problemas financieros que azotan la región.

La capital alemana, Berlín, necesita de muchos jóvenes, con o sin experiencia, pero con un título de grado y por ello, le da la oportunidad a los españoles, abriendo un cupo de casi 150 mil puestos en diversos rubros.

Por citar sólo algunos ejemplos de ofertas actuales para trabajar en Alemania: comerciales de ventas, arquitectos de interiores, operadores CNC, enfermeros, cirujanos, expertos en T.I, ingenieros automotores y graduados en electrónica o informática.

Como veréis, las ramas son variadas y muchas más opciones, teniendo en cuenta diversos factores. El contar con idioma alemán en el currículo es muy importante, pero no del todo imprescindible, con que poseas nivel intermedio de inglés puede ser suficiente. Siempre tendrás oportunidad de estudiar la lengua nativa mientras estés viviendo allí y hasta hay empresas que dictan cursos para los extranjeros que emplean.

Mudarse a Alemania suena entonces como una buena opción para los que están desocupados en España, por ser una economía estable y prometedora. Hay que saber que las diferencias culturales son muchas y el idioma es la traba principal, sin embargo, en este mundo globalizado, las distancias  son más cortas y en pocas horas podrás visitar a tu familia.